Jueves, 24 de noviembre de 2022


 Señor, tú nos has dado ojos y orejas,

tesoros pequeños pero muy valiosos.

 

Ayúdame a abrir bien los ojos

para que pueda ver a quien tengo a mi alrededor.

Haz que mis orejas escuchen con atención,

para estar disponible cuando alguien me necesita.

 

Estar disponible es una forma de construir la PAZ.













Comentaris